top of page

Cómo seguir haciendo ejercicio en Navidad




Además de intentar mantener una rutina en la medida de lo posible, habrá días clave durante las festividades en los que será más importante que nunca practicar deporte. Nos referimos, cómo no, a los días en los que nos espera una comida grande, en la que sabemos que consumiremos más alimentos de lo habitual. Para estas ocasiones, se recomienda que practiquemos deporte "antes y después. Antes para 'hacer hambre' y después para 'aminorar' un poco la pesadez de estómago de los homenajes culinarios". Por otra parte, como muchas personas viajan durante las Navidades para estar con su familia, es posible que si normalmente realizas tu rutina fitness en un gimnasio -ya sea en clases monitorizadas o por tu cuenta-, encuentres más complicado el seguir con tu hábito cuando estás lejos del centro deportivo. Pero no, esto no es excusa para dejar de lado el deporte, ya que hay otras opciones igual de válidas (y muy sencillas de llevar a cabo).


Simplemente salir a pasear o trotar un poco sería una muy buena opción. Si el tiempo no lo permite, una tabla de ejercicios multifuncionales sería perfecto, pídelos a nuestro monitor de fitness, o incluso apostar por las numerosas aplicaciones de fitness que adecuan un entrenamiento a tus necesidades. Si lo que buscamos es mantenernos en forma pero dedicando poco tiempo al deporte,se recomienda el running como la mejor opción, pues basta con ponerse las zapatillas y correr rápido para quemar muchas calorías en el menor tiempo posible. El ciclismo y la natación también son buenos compañeros, pero a nivel logístico quizá sean algo más complicados. Aunque, en realidad, siempre podemos desempolvar nuestra bicicleta de la adolescencia si estamos en casa de nuestros padres o incluso convencer a algún familiar de que salga a correr con nosotros para que nos resulte más ameno. Así, no valen las excusas.


55 views0 comments

Comments

Rated 0 out of 5 stars.
No ratings yet

Add a rating
bottom of page