top of page

Pilates para principiantes



A estas alturas, todo el mundo ha oído hablar de Pilates. En realidad, es mucho más de lo que promociona la cultura pop porque se trata de un gran ejercicio para mejorar tu core, fuerza, flexibilidad y movilidad. Y es para todas, independientemente de edad, tamaño o forma física. Solo tienes que conoces unos cuantos secretos si eres principiante.


Muchas personas se lo plantean: ¿elegir yoga o Pilates? ¿Y por qué no los dos? Pilates es un entrenamiento estupendo para trabajar tu espalda y tu core. También trabaja abdominales y en general todo tu organismo. Este método de ejercicio de cuerpo completo fue creado a principios del siglo XX por Joseph H. Pilates y hoy es un clásico en todas las partes del mundo hasta ser un método recomendado por médicos y fisioterapeutas.


Beneficia a personas de todas las edades y niveles de habilidad porque es un método de ejercicio de bajo impacto que alinea el cuerpo, creando fuerza a través del equilibrio muscular y el ajuste neuromuscular. Si bien no es un ejercicio cardiovascular que te haga latir el corazón, puedes sudar mientras sientes que tus músculos funcionan de una manera diferente. Trabajas los músculos estabilizadores más pequeños, profundos y, a menudo, infrautilizados que sostienen las articulaciones.


La larga lista de beneficios de Pilates incluye una mejor postura, fuerza central, flexibilidad y equilibrio, así como una disminución del dolor de espalda y el estrés. Una buena práctica consistente está destinada a proporcionar flexibilidad y fuerza. Te ayuda a realizar tus actividades diarias con menos dolor y más libertad y vitalidad.


¿Es bueno Pilates para principiantes?


Absolutamente: Pilates es bueno para principiantes. Y eso es porque sus ejercicios funcionan de manera progresiva: desde principiante hasta avanzado. Incluso los atletas de alto rendimiento comienzan con lo básico. Un buen trainer adaptará los ejercicios según tu nivel, haciéndolos seguros, efectivos y exigentes en función de tus progresos.


Al comenzar una práctica de Pilates, es importante entender que estás ante una especie de viaje. Irás profundizando en sus conceptos a medida que avances en el aprendizaje. Pilates trabaja todo el cuerpo. Mientras estabilizas una parte del cuerpo, otra se mueve. Algunos movimientos o rangos de movimiento pueden necesitar ser más suaves al principio y aumentar la exigencia con el tiempo a medida que te vuelves más fuerte. El control y la precisión son dos principios del método. Elije siempre la calidad antes que la cantidad y obtendrás más efectos beneficiosos para tu cuerpo y vida.


El equipo que necesitarás


Todo lo que realmente necesitas para comenzar una práctica de Pilates es t u cuerpo, una toalla pequeña y una colchoneta o superficie blanda. Generalmente, una colchoneta de yoga es demasiado delgada y con los ejercicios de balanceo de Pilates puede resultar incómoda. Algunos entrenadores y pueden usar en sus clases accesorios o equipos adicionales. Los accesorios están destinados a apoyar, agregar variedad o aumentar el nivel de dificultad. Los accesorios pequeños pueden incluir pesas livianas, pequeñas pelotas, bandas elásticas, etc. Y no hay mucho más.


Plan de ejercicios de Pilates para principiantes


Si tuvieras que elegir una cosa en la que centrarte o dominar al principio, esa debería ser tu respiración. Tu propio aliento agrega vitalidad trabajando en sincronía y sirviendo como la clave para un compromiso central eficiente. Es la base de todo ejercicio. Una práctica constante de Pilates de tres veces por semana es ideal. Dos veces es suficiente y una práctica diaria es posible y no sobrecarga el cuerpo. Trata de encontrar un ritmo que te funcione bien y con el que te sientas cómoda.


Tu cuerpo es diferente de un momento a otro. A medida que aumente tu autoconsciencia, estarás más en sintonía con lo que su cuerpo necesita. Cada entrenamiento será (o debería ser) diferente. En caso de que te sientas cansada, mantén el ritmo. Nunca fuerces más de lo que consideras como aceptable.


Existen programas de Pilates específicos en función de las características de cada persona: embarazadas, adultos, mayores, personas con lesiones en la espalda baja o con baja densidad ósea… Consulta siempre a un experto cuál es tu caso. Si es posible, trabaja individualmente con un instructor experto en Pilates. Incluso unas pocas sesiones para consolidar una base y aprender modificaciones específicas para tu cuerpo ya serán beneficiosas.


Fuente: mujerdehoy



190 views0 comments

Comentários

Avaliado com 0 de 5 estrelas.
Ainda sem avaliações

Adicione uma avaliação
bottom of page